Firma páginas web

 

Mapas como modelos


Un modelo es una representación simplificada de la realidad en la que aparecen algunas de sus propiedades. El globo terráqueo es la manera más exacta de representar al planeta Tierra, pero es menos práctico que un mapa. Existe una extraordinaria diversidad de mapas, que responden a las necesidades más diversas. El mapa constituye el soporte de la geografía, en esta época en que el ser humano se enfrenta a problemas tales como vencer el hambre, encontrar nuevos recursos energéticos y preservar la naturaleza contra el dominio industrial, la cartografía desempeña un papel decisivo, cuando se desea comparar, escoger o tomar decisiones con respecto a la importancia de una zona o terreno determinado.

Los mapas se utilizan como modelos para representar las diversas características del planeta Tierra. Para realizar los mapas, los cartógrafos utilizan distintos sistemas matemáticos denominados proyecciones, que son redes de meridianos y paralelos dibujadas sobre una superficie plana, para intentar trasladar una realidad esférica a una superficie plana.

Sistemas de Proyección: Las representaciones de la Tierra sobre un mapa presentan ciertas deformaciones de la superficie que reproduce, esto es debido, a que la forma esférica es una superficie geométrica no desarrollable. Por este motivo, existen diversos sistemas de proyección o métodos de correspondencia entre los puntos del globo terráqueo y el plano. Se diferencian tres tipos básicos de métodos de proyección:


Cada tipo de proyección se aplica según la utilidad del mapa, por lo general, se prefieren las proyecciones conformes por ser las que representan la forma real de los continentes.

Algunos tipos de proyecciones:


Proyección Cilíndrica de Mercator
Proyección cilíndrica de Mercator: Presenta la superficie cilíndrica, tangente a la Tierra por el ecuador. Los meridianos se representan por rectas paralelas y equidistantes, mientras que los paralelos, representados por rectas perpendiculares a los meridianos, son más próximos entre sí cuanto mayor sea la latitud. Representa fielmente las zonas cálidas, pero deforma y aumenta las distancias en las zonas templadas y frías, por lo que es una proyección conforme.
Proyección cónica de Lambert: Es una proyección conforme. Utiliza un cono tangente a la superficie terrestre y su eje coincide con el eje de la Tierra. Los meridianos son líneas rectas concurrentes y los paralelos arcos concéntricos, centrados en el punto de intersección de los meridianos.
Proyección cónica de Lambert

Proyección Polar
Proyección Polar: Utiliza un plano tangente a los polos. En este caso son acertadas las dimensiones en torno al Polo, pero se distorsionan conforme nos alejamos de él.
Proyección de Peters: Es una proyección equivalente, ya que procura disminuir las deformaciones de las superficies. Los tamaños de las masas continentales están bien delimitados, pero sus formas han sido enormemente distorsionadas y las distancias son muy imprecisas.
Proyección de Peters

Proyección homolosena de Goode
Proyección homolosena de Goode: Es una proyección discontinua, donde la Tierra se representa en partes irregulares unidas. Con esto se mantiene la sensación de esfera y una distorsión mínima de las zonas continentales.



El uso de las Escalas: Las escalas permite representar en los mapas, grandes extensiones de tierra en un espacio limitado, ampliando o disminuyendo la superficie respetando sus proporciones.

Escala: Se llama escala de un plano o mapa a la proporción que existe entre una distancia cualquiera medida en el mapa y la correspondiente medida sobre el terreno. Así, por ejemplo, la escala numérica 1:50.000 significa que cada centímetro del mapa corresponde a 50.000 centímetros en la realidad. Las escalas 1:100 y 1:500 se reservan para plantas de edificios, 1:500 y 1:2.000 para mapas vecinales y las escalas 1:10.000 y 1:1.000.000 para mapas propiamente dichos.


La escala se puede representar también de forma gráfica, mediante un segmento dividido en partes iguales que permite medir directamente las distancias en el mapa, como si se tratara del propio terreno.

Según la escala se distinguen dos tipos básicos de mapas:

Mapas a gran escala:
Hasta 1:100.000, representan con gran detalle la realidad, al representar en una superficie cartográfica relativamente grande una reducida zona de la superficie terrestre.

Mapas a pequeña escala: Superiores a 1:100.000, representan zonas muy extensas de la Tierra en superficies cartográficas muy pequeñas.

Los mapas pueden ser utilizados para diferentes fines, por lo que se ha desarrollado una gran cantidad de mapas especializados. El tipo de mapa más utilizado para representar áreas del terreno es el mapa topográfico. Dentro de la amplia gama de mapas hay también físicos, políticos, geológicos, temáticos o específicos, cartas de navegación, etc.

Mapa Topográfico (Click para ampliar)

Mapas Topográficos: Representan las formas del relieve en sus tres dimensiones, permiten apreciar el terreno como si se realizara una vista aérea. El aspecto tridimensional se elabora mediante modelos geométricos, tales como: curvas de nivel, colores hipsométricos, o por efectos como el rayado o difuminado, que proporciona la sensación de relieve. Estos mapas muestran elementos naturales del área analizada, y también ciertos elementos artificiales, humanos o culturales como: las carreteras, los pueblos y ciudades, las fronteras y límites de países, municipios, las líneas de ferrocarril, tendidos eléctricos, los ríos, etc.

Mapas físicos: Muestran aspectos de la naturaleza como la variación de la altitud, características del relieve, las redes hidrológicas, los tipos de clima, tipos de vegetación, tipos de suelos y estructura geológica.


Mapas políticos:
Los mapas políticos representan la distribución y organización de un territorio en su relación con el hombre: las fronteras, las poblaciones.


Mapas geológicos: Representan la forma interior y exterior de un territorio, los diferentes materiales que componen su suelo, los cambios que éstos han experimentado desde su origen hasta el momento en que se realiza el mapa.


Mapas temáticos:
Estos mapas permiten representar la historia de un país o región, ver las redes de comunicación o distinguir rápidamente las similitudes o diferencias entre países o regiones en cuanto a población, producción industrial o agrícola, clima, etc.


Instrumentos necesarios para la elaboración de los mapas: Los teodolitos y los satélites son los instrumentos principales que permiten la elaboración de los mapas y se basan en los principios de triangulación señalados por los cartógrafos europeos que en siglo XIX decidieron cubrir todas las naciones europeas con una red de triangulación.


El principio es sencillo: Conociendo la base de un triángulo y sus dos ángulos, se determinan otros lados por cálculo trigonométrico. Las medidas angulares son efectuadas por medio de un instrumento de mira denominado teodolito, con una precisión de un segundo (3.600 = 1º).

Para disponer de una red de triangulación mundial es imposible utilizar una triangulación terrestre, es por ello que se creo una técnica que permite efectuar mediciones muy precisas a partir de la fotografía de la tierra desde un satélite.

El sistema de triangulación por satélite permite ubicar la posición exacta de un punto. Para ello se proyectan tres puntos en el cielo a través del satélite de referencia.


Técnica de fotogrametría:
Esta técnica consiste en la elaboración de fotografías aéreas del terreno a representar en el mapa. Se utiliza especialmente en los mapas topográficos en particular los de escala 1/50.000 y 1/25.000. Para ello se toma una foto aérea verticalmente, la cual presenta distorsiones de manera inevitable. Para corregirlas se utilizan aparatos que permiten obtener vistas estereoscópicas, es decir que definen el relieve, logrando que las fotografías no presenten sólo dos dimensiones.

Este estilo de levantamiento topográfico indirecto no suprime la colaboración de quienes actúan sobre el terreno, ya que en un principio es necesaria una primera triangulación, para luego controlar in situ (en el sitio) cotas y otros detalles.

Sistema Geográfico de Información (SIG): La tecnología informática ha permitido desarrollar programas que mejoran la captación de imágenes y por ende la obtención de datos geográficos. El denominado SIG, es uno de ellos. El término SIG se emplea con 3 significados diferentes aunque siempre en relación con la cartografía:


     1. Programas enfocados al tratamiento digital de la información espacial: Se refiere al "software" cartográfico que permite la introducción de datos, actualización de mapas, pre-impresión, investigación temática, modelación y evaluación de impactos. Esto los relaciona con otros programas como los analizadores de imágenes o los programas de diseño vectorial.

     2. Información cartográfica digital multitemática: Son bases de datos, ficheros vectoriales e imágenes matriciales ("mapas de bits"). Estos datos se presentan como capas o temas cartográficos que representan la información geográfica de un determinado territorio (región, municipio). Esta información espacial se puede presentar en forma de mapas para el usuario.

     3. Equipamiento, programas y cartografía de un organismo o institución ("Hardware + Software + Base de datos"). Refiriéndose al SIG en el sentido cartográfico más amplio de organismo o institución. (Ejemplo: "El SIG del Gobierno de La Rioja"). Es un SIG diseñado para una población española que se encuentra publicado en la Internet.


El SIG:
Incorpora, crea, modifica, guarda e imprime información espacial de carácter temático (altitudes, usos del suelo, tipos de vegetación, fotos aéreas) sujeta a distintas escalas, proyecciones y sistemas de coordenadas cartográficas. El programa informático acumula capas o mapas específicos en relación con un determinado territorio. Al conjunto de todos los mapas se le denomina proyecto.

Ventajas de los SIG con respecto a la cartografía tradicional:

Durabilidad: La información se almacena, se copia y se imprime sin perdidas, cuantas veces sea necesario.

Actualización: Se puede editar y corregir manteniendo la actualidad de la información.

Versatilidad: Un mapa genérico de múltiple información puede presentarse de múltiples maneras (colores, símbolos, escalas o proyecciones)

Derivación: A partir de capas básicas se obtienen otras al interrelacionar mapas básicos. Por ejemplo: los mapas de densidad de población, que resultan de la capa de municipios y las bases de datos asociadas a cada entidad municipal (superficie y población).


Aun cuando la tecnología avanza es importante recordar que conocer los métodos tradicionales es la garantía para comprender y aprovechar mejor las nuevas tecnologías. Además los mapas tradicionales siguen siendo más accesibles en cuanto a costos económicos y siguen siendo la referencia para otros sistemas más avanzados.



Interfaz de un SIG (Click para ampliar)

 
 

Otros Temas:

 
Ver otras áreas:


Más Servicios de RENa

| Mapa del sitio | Equipo de trabajoWebmaster |

© Todos los Derechos Reservados por RENa Copyright 2008